INKA Ingeniería ofrece servicios de consultoría en ingeniería vial, civil, geotecnia y transportes, a través de un grupo interdisciplinario de profesionales especializados en ingeniería civil, ingeniería hidráulica, ingeniería vial, geología, ingeniería geotécnica, transportes, asfaltos, hormigones, arquitectura, estructuras civiles, modelación computacional y medio ambiente.
La calidad del servicio ofrecido se garantiza con la experiencia que cada integrante del equipo aporta (no menos de diez años en cada campo en particular), quienes imprimen sensibilidad humana al tratamiento de cada caso en particular, apuntando a generar la mejor ingeniería, tanto a nivel técnico como social y sustentable.
 

Emblema

El emblema de la firma está inspirado en la Cruz Chakana (o Chakana Inka), figura geométrica utilizada por las culturas andinas originarias, símbolo de máximo valor en la concepción cosmogónica de los andinos. De la fusión del ícono de la cosmovisión andina con una señal vial de colores clásicos (amarillo y negro) surge el emblema que hoy identifica esta firma.
La etimología de la palabra "chakana" nace de las quechuas chaka (puente, unión) y hanan (alto, arriba, grande).
La Cruz Chakana, Cruz Andina o Cruz Solar Inka, según algunos investigadores, surge de la profunda observación de la constelación de la Cruz del Sur, formada por cuatro estrellas: Alfa, Beta, Gama y Delta.
La Cruz Chakana permitía a los inkas resolver problemas matemáticos, geodésicos, filosóficos y sociales. A través de la chakana se diseñaban los trazados de las ciudades. Las cuatro puntas representan las cuatro regiones del Tahuantisuyo: Norte (Chinchaysuyo), Sur (Collasuyo), Este (Antisuyo) y Oeste (Contisuyo). También representa los solsticios y equinoccios.
Los Inkas se destacaron por sus obras de ingeniería y, sobre todo, por un sistema vial (Qapac Ñan), que involucró centros poblados, almacenes, puestos de control y que hoy día constituye “la obra tecnológica más importante de la América prehispánica”. La longitud de esta red llegó a los 23 mil kilómetros (aunque algunos investigadores estiman que pudieron alcanzar los 55 mil km).